Siete periódicos que están haciendo las cosas bien

Una buena campaña publicitaria, una estrategia de marketing adecuada o los esfuerzos por conocer a su audiencia son algunos de los parámetros que destaca la web especializada en medios “Editor & Publisher” para confeccionar la lista de los periódicos estadounidenses que han sido capaces de reciclarse con éxito.

diario-digital-300x252

1.“Dallas Morning News”. El periódico tejano destaca por haber sabido diversificar su negocio creando una agencia de marketing digital, otra social y otra de eventos. Su objetivo es innovar constantemente para encontrar nuevas fuentes de ingresos. El muro de pago y el servicio premium que levantaron no obtuvieron el éxito esperado y los desmantelaron. Una plantilla de más de 300 periodistas que no ha sufrido los recortes que afectan a otros medios, se centrará este año en el rediseño completo de sus experiencias digitales en dispositivos móviles y ordenadores. Destaca también su colaboración en el programa Red de Familias Hispanas que entrena a padres para convertirlos en periodistas dentro de su comunidad.

2.“The Early Bird”, Ohio. El semanario destaca por su cobertura de noticias hiperlocales. En medio año de vida, su web ya registraba 1,8 millones de visitantes en un condado de solo 21.000 habitantes. La publicidad digital aporta un 8% de los ingresos mensuales y se espera alcanzar un 15% cuando termine el año fiscal en mayo. Una nueva fuente de ingresos serán las noticias legales y van a contratar a dos periodistas para cubrir los deportes locales. También están experimentando en digital ofreciendo noticias de última hora en tiempo real. En el futuro, esperan ampliar su distribución a otros lugares y aumentar su frecuencia de publicación a dos o tres veces semanales. En dos años han duplicado el número de páginas, sus anunciantes han aumentado y han pasado de perder dinero a generarlo.

3.“Red Eye”, Chicago. Un producto impreso que atrae a los lectores jóvenes. Es algo más que un periódico, es una marca que se dedica a organizar eventos, tales como proyecciones de películas o concursos del tipo batalla de bandas, de la hamburguesa, etc. También han producido una serie documental sobre un rapero local. Su objetivo es seguir explotando el vídeo en el terreno de la publicidad.

4.“The Register Citizen”, Connecticut. La redacción de este periódico no es convencional. El Newsroom Cafe es un espacio en el que los lectores, además de beber un café, degustar pasteles o acceder a Internet, interactúan con los periodistas y les plantean qué tipo de temas les preocupan. El lector puede asistir como uno más a las reuniones diarias de la plantilla, ya sea in situ o a través de streaming.

5.“The Richmond Times-Dispatch”. En la sede del periódico se llevan celebrando seis veces al año desde 2005 sus Public Square: conversaciones públicas en las que durante un día se tratan temas tan diversos como el matrimonio homosexual, la salud mental, planes de construcción locales o temas que afectan al futuro de la comunidad. A ellas acuden entre 50 y 200 personas, no solo lectores, sino también legisladores estatales y funcionarios gubernamentales. Estas charlas tienen buena acogida porque la gente necesita más que nunca mirar a la cara a sus interlocutores en un mundo dominado por las redes sociales.

6.“The Star Tribune”, Minneapolis. El periódico tiene nuevo propietario, el multimillonario Glen Taylor. En 2009 inició su proyecto “Ballot Challenge”, centrado en el recuento de votaciones electorales. El servicio “MyVote” es una herramienta que permite al usuario tener una mejor experiencia de votación. También se han centrado en el deporte. Hoy cuentan con 19 sites y cinco aplicaciones móviles sobre deportes de instituto. Los patrocinios y promociones suponen nuevas fuentes de ingresos. Su web renovará su cara en abril de 2015. Su paywall ha dado buenos resultados desde que se introdujo en 2011, aunque seguirán apostando fuerte por su producto principal: el diario en papel.

7.“The Times-Georgian”. Entre 2011 y 2012 vio aumentar sus ingresos un 16% gracias a un nuevo sistema de venta de paquetes publicitarios por módulos en lugar de columnas. Paquetes de cuatro semanas para cada anunciante a un precio asequible. Desde que fue desarrollado, este sistema ha sido adoptado por muchos periódicos en todo el país. Entre sus planes futuros está que el paquete pase a ser trimestral o anual. En marzo dejaron de editar los sábados y han introducido un muro de pago duro. Esperan compensar a los anunciantes con paquetes más atractivos y a los suscriptores con contenidos de su interés.

Fuente: http://www.media-tics.com/